FUERZA EN LA ORACIÓN

«Con todo, tú atenderás á la oración de tu siervo, y á su plegaria, oh Jehová Dios mío, oyendo propicio el clamor y oración que tu siervo hace hoy delante de ti.» -1 Reyes 8:28. Cuando Salomón inauguró el gran templo para Dios en Jerusalén, declaró algunos principios fundamentales, como códigos razonables para orar delanteSigue leyendo «FUERZA EN LA ORACIÓN»