EL ROMPECABEZAS DE LA VERDAD

Un rompecabezas es un juego muy interesante, porque trata de un cuadro con una imagen detallada, que meticulosamente tiene que ser armada. Tengo un amigo que se propuso trabajar en rompecabezas; para ocupar parte de su tiempo, en un aprovechamiento saludable, después de llegar a la edad de ser pensionado. Personalmente he visto su trabajo y dedicación en resolver el misterio de los rompecabezas. En sus espacios de tiempo libre, se dedica a trabajar armando las piezas de sus rompecabezas. Creo que los rompecabezas son juegos muy divertidos y entretenidos. Además, armar uno de ellos, mantiene a la persona enfocada en detalles a su vista; que a la vez, tiene que encajar, pieza por pieza. El rompecabezas es un desafío a la inteligencia, y tiene muchas ventajas como terapia a la visión, a los colores, y a la memorización. La diversión del rompecabezas es subjetivo, porque depende de la elección de la persona en cuanto al arte impreso, a la cantidad de piezas, y a la disposición que tenga en recursos económicos y de tiempo.

HISTORIA DEL ROMPECABEZAS

El rompecabezas comenzó como una herramienta para la educación en el año de 1767. Un señor inglés, llamado John Spilsbury, quien era un grabador y creador de mapas de Londres, fue quien inventó el rompecabezas. El primer rompecabezas que hizo, fue un mapa mundial. John Spilsbury pegó un mapa de papel a un pedazo de madera; y luego, recortó con mucho detalle y precisión cada país. De ahí en adelante, los maestros empezaron a usar los rompecabezas de John Spilsbury, para las clases de geografía. Un siglo después, los rompecabezas llegaron a la industria, para ser fabricados a máquina. A pesar de que los rompecabezas de cartón llegaron a ser populares, los rompecabezas de madera continuaron siendo los más vendidos, por muchos años consecutivos. Los rompecabezas, son piezas cortadas de diferentes formas y tamaños, para hacerlas encajar en un solo cuadro.

Para el comienzo del siglo XX, la producción industrial de los rompecabezas comenzó a realizarse en grandes cantidades. Fue con la invención de las famosas máquinas troqueladoras, que la producción de los rompecabezas aumentó con el tiempo. El invento de las máquinas de troquelar, le dio un impulso comercial mayor, al invento popular de los rompecabezas. En la década de años treinta, los rompecabezas comenzaron a ser distribuidos como un agregado atractivo a otras ofertas. En ocasiones, los rompecabezas se ofrecían a precios cómodos o como regalo, con la compra de otros artículos. Actualmente, los rompecabezas siguen siendo un pasatiempo, y mantienen su actividad comercial. Hay rompecabezas de cartón y de madera que todavía son populares.

Con la creatividad digital de las aplicaciones; el rompecabezas, se ha convertido en una variedad de juegos virtuales del presente siglo XXI. En éstos días los usuarios de los teléfonos inteligentes y de las tabletas, pueden tener una gran cantidad de aplicaciones basados en el juego de los rompecabezas. Quiero usar esta información y aplicar su ejemplo; en el desafío, dedicación, paciencia y perseverancia; y cuantas virtudes sobresalgan, para hablar de otro rompecabezas importante a la razón del ser humano. Este es un mensaje llano y simple; pero, complicado, desafiante y determinado a la vez. Este rompecabezas arranca virtudes, carácter y decisiones definidas del corazón de la persona interesada en armarla. Me refiero a un rompecabezas llamado: VERDAD.

EL ROMPECABEZAS DE LA VERDAD

La verdad en sí, es subjetiva; sobre todo, cuando se trata de todo lo que el ser humano quiere saber. En toda verdad, tiene que haber una conexión entre parte y parte, para llegar a conocer el cuadro completo que le traerá satisfacción a la razón y a la vista. Eso significa, que hay que unir las piezas necesarias, hasta formar las partes que van aclarando el panorama, de lo que todavía no se puede ver a plenitud. La verdad de lo que sea, tiene una realidad, que solo unas cuantas piezas no podrían definirla. Un cuadro completo en un rompecabezas, no lo definen unas cuantas piezas separadas o amontonadas. Es necesario ver pieza por pieza, color por color, figura por figura; para entonces conectar con la imagen que encajará a la perfección. El proceso de ensamblar la verdad de lo que se desea saber; requiere conciencia, tiempo, dedicación, orden y paciencia. Un rompecabezas físico despierta la inteligencia. Un rompecabezas dentro de la verdad física, moral y espiritual; también requiere el sentido de la sensatez y la humildad.

Los rompecabezas de cartón, vienen en cajas; y en la parte de atrás o de adelante de la caja, viene la fotografía pequeña de cómo se verá el cuadro, cuando se haya terminado. La fotografía no muestra las piezas cortadas, sino el cuadro original que hay que armar. Un solo vistazo al cuadro que sea; pueden ser montañas, celajes, animales, etc.; no es suficiente, para que cualquiera arme un rompecabezas con facilidad. Al trabajar en el rompecabezas que sea, se debe ver constantemente las dos cosas; es decir, se debe ver el cuadro, y después las piezas a encajar. Mi amigo me dijo, cuando le pregunté: — ¿Dónde consideras que es mejor comenzar para armar el rompecabezas? — El me respondió: “Para mi es más fácil comenzar en las esquinas”. Yo entendí dos cosas: Primero; siempre hay una parte más fácil en el comienzo de una labor, para lograr entender y trabajar, en lo que algún día queremos ver terminado con satisfacción. Segundo; al conocer los límites de lo que vemos, será mucho mejor trabajar en el interior con las piezas indicadas.

Lea también: LA VERDAD COMPLETA

Para armar un rompecabezas, el asunto está en el secreto de saber comenzar. Media vez haya un inicio que despierte la inquietud de terminar lo que se comenzó; ya se tiene la motivación propia, la curiosidad emocional, y el deseo personal de “querer saber”. Todas las cosas tienen una verdad magna, y son como un cuadro completo; pero, a veces, solo tenemos y vemos las piezas pequeñas. Sin embargo, para tratar de entender la verdad magna (el cuadro completo en grande), tenemos que ensamblar las piezas pequeñas una con otra. Por ejemplo: Como cristiano, veo la tierra y la creación del universo, y es un cuadro demasiado grande para entender con detalles su grandeza y origen. Sin embargo, veo la Biblia como el libro que me da todas las piezas en detalle, para poder armar con ellas el cuadro que he podido ver vez tras vez, y pieza por pieza.

ARMANDO UN ROMPECABEZAS

Para ayudarme a explicar en mi metáfora, el cuadro completo de la verdad; he puesto un rompecabezas muy simple, con la palabra “VERDAD”. A la vez, he convertido la palabra VERDAD en un ACRÓSTICO con las palabras: VERACIDAD, EVIDENCIA, REALIDAD, DEMOSTRACIÓN, APLICACIÓN y DIVINIDAD. El cuadro magno que tú y yo vamos a ver constantemente, es la verdad en sí misma; para armar el rompecabezas de la VERDAD. Las piezas que tenemos que encajar, son las mismas palabras del acróstico. Cada palabra es necesaria e indispensable, para conectarse una con la otra que corresponde; y completar el cuadro de la VERDAD, que queremos ver. Es decir, no podemos aplicar algo que no sea verificado y que esté fuera de la realidad. Así como tampoco podríamos aceptar nada como divino, si no ha sido comprobado con veracidad y demostración.

Según el rompecabezas que he creado como metáfora, es un ejemplo sencillo, como sigue: VERDA, suena casi parecido a VERDAD; pero, está incompleto, porque le falta la letra “D”. Y de esa manera, entendemos que cada asunto en particular sobre el cuadro de la VERDAD; no estará distorsionado, ni terminado o completo, hasta que no se tenga cada pieza en su respectivo lugar. Recordemos que Pilato un día le pregunto a Jesús: ¿Qué es la verdad? -Juan 18:38. — A lo que Jesús, no le respondió. Pilato no resolvió el rompecabezas de la verdad; porque no le interesaba ver cada pieza de la verdad, en lo absoluto. Todo lo que se llame verdad, si no tiene las piezas respectivas, no será completada de otra manera. Solo la Biblia tiene las piezas del rompecabezas, para completar el cuadro divino de la verdad. – Comencemos…

1- VERACIDAD

¡De ninguna manera! — Antes bien, sea Dios veraz, aunque todo hombre sea mentiroso, como está escrito: para que seas justificado en tus palabras y venzas cuando seas juzgado.” -Romanos 3:4.

Lo que sepamos de la Biblia, tiene que estar confirmado por lo veraz. Si solo Dios es veraz, solo de Dios puede salir la verdad. Además, solo la Biblia se reconoce como un libro veraz en la descripción de muchas verdades. Las verdades que hay en la Biblia, son una serie de piezas que tenemos que encajar una por una. Las verdades del Creador, la humanidad, el pecado, la salvación, la eternidad, la condenación, etc.; son piezas importantes que encajan en una verdad universal. Este es un rompecabezas verdadero; pero, gracias a Dios que podemos armar ese cuadro, para conocer la verdad. El apóstol Juan dice: “No os escribo porque desconozcáis la verdad, sino porque la conocéis y porque ninguna mentira procede de la verdad.” -1 Juan 2:21. — La mentira viene de Satanás el mentiroso, y él hace mentiroso a quien se deje manipular por él mismo (Juan 8:44). Así que la veracidad, es una pieza importante del rompecabezas de la verdad. Algo que se afirme como verdad, tiene que ajustarse a la verdad y a la realidad de las cosas.

2- EVIDENCIA

Porque lo que de Dios se conoce es evidente entre ellos, pues Dios hizo que fuese evidente.” -Romanos 1:19.

Lo evidente es aquello que es claro y patente, y que no puede ser dudado, ni negado. El tema o argumento del apóstol Pablo, respecto de la existencia de Dios, lo hace evidente por medio de la creación. Fue el mismo argumento demostrado y usado para los filósofos griegos, cuando les dijo: “De uno solo ha hecho toda raza de los hombres, para que habiten sobre toda la faz de la tierra. Él ha determinado de antemano el orden de los tiempos y los límites de su habitación,…” -Hechos 17:26. — El apóstol Pablo apeló a la razón de los griegos, y los arrinconó en sus pensamientos idolátricos, humanistas y filosóficos; con la evidencia de la creación humana, y la disposición de los tiempos climatológicos. La creación tiene muchas facetas, desde su belleza, misterios y extensión; hasta sus complicadas y variadas cosas que ha hecho al hombre dividir o clasificar su estudio. No hay ciencia que sea verdadera, que no vea la pieza de la “evidencia”, como una parte imprescindible en el cuadro de la verdad.

3- REALIDAD

Si de veras cumplís la ley real conforme a las Escrituras: Amarás a tu prójimo como a ti mismo, hacéis bien.” -Santiago 2:8.

Lo real es lo existente, verídico, sustancial y genuino de la verdad. No se puede completar el rompecabezas del cuadro de la verdad divina, si no se coloca la pieza de lo real. Siendo Dios el Creador de todo, lo tenemos que ver como el realizador de las leyes, el orden, y el administrador de sus propósitos en todo. La Biblia dice: “Y sin fe es imposible agradar a Dios, porque es necesario que el que se acerca a Dios crea que él existe (real), y que es galardonador de los que le buscan.” -Hebreos 11:6 (Paréntesis del autor). — Dios es el que da la fe, para ver con anticipación lo real de su existencia, y para apreciar la sustancia real de lo que vendrá. Uniendo los dos versos citados, puedo decir: Amar y hacer el bien, son el producto real que podemos alcanzar de la realidad de Dios. Sin Dios no habría una razón digna, útil y premiada para vivir. Como seres humanos vivimos diferentes a otras ramas de la creación. El ser humano no vive por instinto, sino por lo real de la existencia de un Dios que lo tiene todo bajo un plan y propósito determinado. Esta pieza del rompecabezas de la verdad, encaja con una sensación de satisfacción, porque se llega a experimentar personalmente.

4- DEMOSTRACIÓN

Ni mi mensaje ni mi predicación fueron con palabras persuasivas de sabiduría, sino con demostración del Espíritu y de poder,…” -1 Corintios 2:4.

Lo que es veraz, evidente y real; se demuestra. Demostrar es hacer patente la verdad con acciones determinadas y abiertas; hasta dejar la evidencia de las cosas, a la vista de otros. Pablo también decía: “Pero rechazamos los tapujos de vergüenza, no procediendo con astucia, ni adulterando la palabra de Dios, sino que, por la clara demostración de la verdad, nos recomendamos a nosotros mismos a toda conciencia humana delante de Dios.” -2 Corintios 4:2. — No hay mejor argumento de la verdad, que la demostración de la misma verdad. Dios ha cumplido con dar esa pieza importante para ir completando el cuadro de la verdad. Que quede claro, el predicador era Pablo; pero, Dios era el encargado de demostrar la verdad, con hechos naturales y sobrenaturales. La demostración de las cosas, se da con aquellos que van viendo el cuadro, y que cada pieza encaja adecuadamente a la vista de sus ojos. Quien no conozca el cuadro de la verdad, ninguna demostración le hará entender una realidad, fuera de su conocimiento.

5- APLICACIÓN

Aplica tu corazón a la enseñanza y tus oídos a las palabras del conocimiento.” -Proverbios 23:12.

El término “aplicación”, explicada de forma sencilla, significa: Poner una cosa sobre otra y adherirla; de tal forma, que sea un contacto o parte de la misma. En este caso, las verdades de la Biblia, deben ser aplicadas al corazón y del corazón a la acción. Las enseñanzas de la verdad aplicadas al corazón, son las que harán al corazón uno con la verdad. El apóstol Pablo lo hizo práctico, diciendo: “Hermanos, todo esto lo he aplicado a mí y a Apolos como ejemplo por causa de vosotros, para que aprendáis en nosotros a no pasar más allá de lo que está escrito, y para que no estéis inflados de soberbia, favoreciendo al uno contra el otro.” -1 Corintios 4:6. — En contexto, se entiende que el tema es “juzgar” a quien sea, solo por las acciones. El apóstol Pablo enseñaba, que no se debía emitir un juicio a ninguno, antes de tiempo; y esa verdad la aplicaba, a su corazón. Esta es una pieza del cuadro del rompecabezas de la verdad; y que nos permite ver de cerca, y con mayor claridad, una realidad de lo que otros verán después. Aplicar la verdad es una parte de la justicia, porque de esa manera no sentenciamos a nadie sin misericordia.

6- DIVINIDAD

Pero, ¿qué le dice la respuesta divina? — He dejado para mí siete mil hombres que no han doblado la rodilla delante de Baal.” -Romanos 11:4.

La verdad viene de Dios y por eso es divina. La primera fuente de la verdad como divina, es la palabra de Dios. La Biblia se constituye en una respuesta a la necesidad humana, respecto al conocimiento divino. Pablo pone un ejemplo de respuesta divina, y quedó establecido como una respuesta de la verdad. Dios lo sabe todo, y solo Él tiene la respuesta de todo lo que el hombre ignora. La verdad está inmersa en Dios, y Él ha dado a conocer todas las partes de la verdad en las Escrituras. La segunda fuente de verdad, es la verdad misma que encarnó en un ser semejante a nosotros. Jesús vino a ser la verdad manifestada en carne. Y Jesús lo dijo: “…Yo soy el camino, la verdad y la vida; nadie viene al Padre, sino por mí.” -Juan 14:6. — Jesús siempre dijo la verdad, y eso es lo que garantiza su divinidad. El apóstol Juan dijo: “La ley fue dada por medio de Moisés, pero la gracia y la verdad nos han llegado por medio de Jesucristo.” -Juan 1:17. — Percibir la verdad en Jesucristo, solo es posible por medio del Espíritu Santo. El apóstol Juan también lo dijo en 1 Juan 5:20 y Apocalipsis 3:7. Jesucristo es la encarnación divina dentro de una naturaleza humana, para traer la manifestación de la verdad eterna a la tierra.

CONCLUSIONES

Los rompecabezas puede empezar desde 2 a 4 piezas, si son para infantes. Hay rompecabezas plásticos de figuras geométricas, para que los pequeños empiecen a despertar su mente y a resolver el encajamiento de las cosas. Por eso hacen los rompecabezas de piezas grandes no tóxicas, de colores llamativos, de figuras básicas, y de piezas gruesas para que no puedan llevárselas a la boca. Los rompecabezas, son juegos educativos sanos y útiles, desde los inicios de una educación infantil a temprana edad. Después de concluido un rompecabezas, los adultos sienten satisfacción; sobre todo, si han terminado un rompecabezas de cientos de piezas. En el campo del entendimiento y la razón, la mayor satisfacción para un hombre maduro, es llegar a la conclusión de la verdad.

Las cosas que sabemos que tienen un fin positivo; serán mejor apreciadas, cuando sabemos que han traído gozo y contentamiento al corazón. La Biblia dice: “Después enviaron a él discípulos de ellos, junto con los herodianos, diciendo: Maestro, sabemos que eres hombre de verdad, que enseñas el camino de Dios con verdad y que no te cuidas de nadie; porque no miras la apariencia de los hombres.” -Mateo 22:16. — Aunque los religiosos llegaron a valorar la calidad humana de Jesús, porque Él hablaba la verdad; sin embargo, no se le acercaron con la verdad. El carácter de un hombre verdadero, siempre estará en contraposición con el carácter de los hombres falsos y mediocres. Acércate a la verdad, acércate a Jesús, y resolverás un rompecabezas de gran importancia en tu vida. Solamente uniendo las piezas que justamente encajan una con otra, es como podremos llegar a ver con nuestros ojos el cuadro completo de la verdad.

*Los versos bíblicos corresponden á la versión Reina Valera.

Si desea compartir y copiar todo ó una parte de estos escritos, por favor de crédito al autor de ellos con el nombre: http://www.ovidiobarrios.wordpress.com

Publicado por ovidiobarrios

Me considero dichoso de tener una familia integrada, principios cristianos; y sobre todo, de tener mis metas y mis sueños enfocados en lo que creo. Esta vida es para aprender a vivirla con entusiasmo y energía. Sobre todo, considerando a aquel que nos sostiene con aliento de vida desde que nacemos, hasta que demos el último suspiro. Dios es el creador de todo. Es el autor de la vida y de todas las cosas que nuestros ojos pueden ver. Dios no es la naturaleza. Dios es el creador de la naturaleza. El es invisible, sabio, omnipotente y misericordioso. Su gracia se muestra en el amor por medio de Jesucristo, el Señor. Su vida entregada en la cruz, es la muestra mas grande de amor para toda la humanidad. Sencillamente, "el don inefable de Dios."

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: