¡CUIDADO, TE PUEDE LLEVAR LA CORRIENTE!

Camarón que se duerme, se lo lleva la corriente.

De este dicho popular se ha hecho mas de alguna broma tal como esta: “Camarón que se duerme…. Lo hacen cóctel.” – Lo cierto es que cualquiera de nosotros está en constante peligro de ser arrastrado por alguna corriente negativa en la vida; aunque estemos en un ambiente aparentemente seguro.

Te preguntarás: ¿A qué viene ésto? – A que todos tenemos ciertas características que nos identifican y se aplican según el dicho. — ¡A todos nos ha pasado alguna vez!. – Estando acomodados en nuestros logros y éxitos, pareciera que todo ha de seguir igual, sin que suframos alguna transferencia o cambio alguno. Pero, ¡Podemos estar equivocados!.

La naturaleza nos enseña que el camarón es un pequeño crustáceo de río o de mar. Su ambiente es en la profundidad y donde hay fuertes corrientes de aguas. Estos tienen las suficientes fuerzas para mantenerse en un lugar estable y alimentarse. Sin embargo, también los camarones corren el riesgo de ser llevados por corrientes de aguas superiores a sus fuerzas.

Se puede decir que, así como el camarón, y aún con las capacidades a nuestro favor no estamos seguros; por lo tanto, nadie se puede confiar de sus propios éxitos. En cuanto a las circunstancias o al ambiente que nos rodea, luchemos para no ser movidos y no correr riesgos o peligros.

Las cosas en la vida son como esas corrientes debajo de las aguas tranquilas de un río o del mar, que cuando menos lo piensas, te pueden arrastrar a donde no quieres ir. Si has logrado bajar de peso, realizarte como un empresario, o tienes el trabajo que habías deseado tener, mantente, afiánzate y disciplínate, para no correr los riesgos del camarón.

Un escritor muy famoso, le escribió a una iglesia, y sus palabras están registradas en la Biblia, y dicen: “Así que, el que piensa estar firme, mire que no caiga.” (El apóstol Pablo), 1 Corintios 10:12.*

Hay ciertos acomodamientos en la vida que no podemos darnos el lujo de tenerlos. ¡Estemos siempre alertas! – No consideremos complacientemente cada situación que hallamos logrado; al contrario, tengamos expectativas de situaciones que podamos prevenir. Si llegaran corrientes de cosas inesperadas, que estemos preparados para poderlas superar. No nos “durmamos en nuestros laureles.” Busquemos un refugio seguro en Dios, y que nuestra fe en El nos haga vivir confiados, porque sus fuerzas son superiores a las nuestras y a las circunstancias que puedan venir contra nosotros.

¡No te duermas! Te puede llevar la corriente.

*Los versos bíblicos corresponden á la versión Reina Valera.

Si desea compartir y copiar todo ó una parte de estos escritos, por favor de crédito al autor de ellos con el nombre: http://www.ovidiobarrios.wordpress.com

Publicado por ovidiobarrios

Me considero dichoso de tener una familia integrada, principios cristianos; y sobre todo, de tener mis metas y mis sueños enfocados en lo que creo. Esta vida es para aprender a vivirla con entusiasmo y energía. Sobre todo, considerando a aquel que nos sostiene con aliento de vida desde que nacemos, hasta que demos el último suspiro. Dios es el creador de todo. Es el autor de la vida y de todas las cosas que nuestros ojos pueden ver. Dios no es la naturaleza. Dios es el creador de la naturaleza. El es invisible, sabio, omnipotente y misericordioso. Su gracia se muestra en el amor por medio de Jesucristo, el Señor. Su vida entregada en la cruz, es la muestra mas grande de amor para toda la humanidad. Sencillamente, "el don inefable de Dios."

Un comentario en “¡CUIDADO, TE PUEDE LLEVAR LA CORRIENTE!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: